¿Hacia dónde deberíamos situar la cama?

 

Seguramente muchas veces nos hemos planteado hacia dónde se tendría que ubicar la cama para descansar mejor.
Las teorías dicen que la mejor posición es hacia el Ártico. Éstas se basan en la orientación magnética, y por lo tanto, la cabecera de nuestra cama tendría que estar en la pared norte de la habitación.

Pero no se descarta que otras posiciones sean mejores o peores, sino que si buscamos un sueño más reparador, podemos optar por poner la cama hacia el este o el oeste, ya que estos polos también pueden ser beneficiosos para nuestro descanso. En concreto, el oeste significa regeneración de energía, y por lo tanto algo beneficioso para todos.

Entonces, la cama es muy importante para la comodidad, la posición para el descanso, y el ambiente de la habitación para el estado de ánimo.